MARÍA ESTUARDO

zweig
María Estuardo es un personaje romántico, envuelto en los claroscuros de la leyenda. También una mujer utilizada como arma política. Las circunstancias de su biografía, la época en la que le tocó vivir, la misma Escocia sobre la que reinó, todo fue excepcional en una vida marcada por las pasiones y la prisión. María se crecerá en su muerte y se convertirá en una gran traidora, heroína trágica para otros. Materia literaria en cualquiera de los casos.

Donizetti, Casella, o Musgrave compusieron sendas óperas basadas en esos hechos inciertos.

Stefan Zweig realiza un acercamiento reflexivo a la reina de los escoceses, donde pretende intuir lo indemostrable supliendo el rigor histórico con el pensamiento literario y así nos enfrenta en una historia trazada por siluetas, como en los teatros de sombras.

Sin llegar a la penetración psicológica de su María Antonieta, el escritor construye un personaje que se mueve sobre una confusión continua entre lo público y lo privado, entre el querer y el deber, entre la voluntad y el capricho. En una isla en la que dos mujeres se enfrentaron envolviéndose en las banderas de la religión.

Escribe Zweig que María Estuardo vivió en una llama tan alta y tan fanática que su resplandor sigue brillando a través de los siglos, y consigue componer la secuencia de un personaje desgarrado, en una época oscura y turbulenta.

Calificación: Curioso.
Tipo de lector: Aficionados a la Historia.
Tipo de lectura: Informativa y amena.
Argumento: Biográfico.
Personajes: Poderosos.
¿Dónde puede leerse?: En Escocia.