Encuentros con el presente del flamenco Jul22

Encuentros con el presente del flamenco...

Los encuentros que aquí se proponen son posibles para los aficionados en potencia o para los que no han pisado ningún festival, a través de los cuales se puede recorrer el sentir del pueblo andaluz. No se los pierdan porque aún queda temporada. Los festivales de Flamenco son los que arropan a los artistas que viven por este arte que alimenta nuestra cultura y nos hace grandes. Los cantaores y cantaoras de Andalucía son los artífices de poemas expresionistas, como el que nos trajo el Pele la otra noche, «mira si soy canastero / que cuando paso por un charco / me agacho y me mojo el pelo». Esta forma de decir e interpretar no hace sino parir respeto desde las entrañas del artista a lo cabal de quien recibe, por derecho, este arte sin tener otro remedio que convertir el flamenco en doctrina o en argumento de autoridad de nuestra cultura. Privilegiados aquellos que aún se sienten interpelados por la Zambra de El Pele porque honrarán a Caracol o por las bulerías de la Macanita porque atesorarán el legado de La Niña de Los Peines. Crecí escuchando el nombre de Antonio Mairena porque se vino a trabajar a Arahal con el tío de mi bisabuela y se quedó prendado con Rufina, la hermana de mi abuela, aunque la cosa no pudo ser. Mi tío, Rafael Heredia, era quien contaba este tipo de avatares, por ser primo de gitanos, no sólo del cantaor de fragua sino de El Lebrijano, entre otros, y su padre tenía en Paradas el cine Andaluz, donde artistas como La Niña de La Puebla y El Príncipe Gitano se daban cita. El flamenco siempre ha estado presente en mi familia y esta circunstancia me interpelaba a subir encima de la...

MBIG. En la montaña rusa rodeados por los personajes Jul22

MBIG. En la montaña rusa rodeados por los personajes...

Se representa, en La Pensión de las Pulgas de Madrid, la adaptación de Macbeth de William Shakespeare. José Martret acierta de principio a fin al convertir los escenarios dibujados por Shakespeare en despachos de una multinacional, al cambiar espadas por plumas estilográficas o al vestir a los personajes con trajes de chaqueta en lugar de con armaduras. El espectador asiste al espectáculo a un par de metros de distancia de los actores, pudiendo llegar a acariciar los muebles. La pensión de las pulgas es un piso ubicado en la calle Huertas de Madrid. Fue la residencia de la Bella Chelito, primera empresaria teatral en España y la cantante que hizo famoso el cuplé titulado La Pulga. De aquí le llega el nombre a este espacio teatral. Porque en La pensión de las pulgas se hace teatro. Cada habitación forma parte del decorado; y los treinta y cinco espectadores que asisten a la función se desplazan de una estancia a otra para descubrir el conjunto escénico en su totalidad. Mc Beth International Group (MBIG) es la adaptación del texto original de William Shakespeare –Macbeth- que José Martret pone en escena bajo su dirección. Los castillos y los campos de batalla se transforman en una gran empresa multinacional, los reyes y sus señores en ejecutivos y directores, los tronos en sillas de despacho, las espadas en plumas estilográficas que vierten sangre en lugar de tinta. Martret respeta el texto original y añade, con las intervenciones de Camelia, esa zona expositiva que funde la escocia dibujada por Shakespeare con el enjambre empresarial. Si la tragedia funciona bien en los espacios originales, lo hace igual de bien en los espacios que nos proponen en esta adaptación. Todo es intenso, todo parece que va sobre ruedas. Los actores y...

Los distintos idiomas de un universo Jul22

Los distintos idiomas de un universo...

Antony regresó al Teatro Real de Madrid para ofrecer el espectáculo Swanlights, un concierto en el que  junto algunos miembros de su banda, The Johnsons, y la Orquesta Titular del Teatro Real, interpretó una selección de temas de los cuatro álbumes que ha publicado. Swanlights, espectáculo encargado por el Museo de Arte Moderno de Nueva York (MoMA),  vio la luz por primera vez en esta ciudad norteamericana, en un único concierto, ante un auditorio de más de 6.000 personas. En el Teatro Real de Madrid se escuchaba un murmullo característico que sólo se deja oír los días que va a suceder algo importante. Esta vez, resultaba algo extraño la cantidad de idiomas que se podían percibir en las conversaciones que se producían entre las personas que esperaban el comienzo del concierto (muchas veces nerviosas): inglés, francés, alemán y, lógicamente, castellano. Estos son los que el que escribe pudo reconocer. Eran más. Público de todas las edades, de todas las condiciones, de todas las nacionalidades. Comienza el espectáculo con la performer Johanna Constantine sobre el escenario. La cosa queda vistosa. Un juego entre el cuerpo de la mujer y su sombra. Lo más importante de su actuación es que resulta ser la declaración de intenciones del artista principal del concierto. Una ascensión absoluta, hasta el éxtasis, a través de la música y de unas letras extraordinarias por su contenido lírico; una ascensión compartida por un público entregado que llegaba al teatro dispuesto a dejarse llevar sin rechistar hasta donde fuera necesario. Antony Hegarty se planta en el escenario, a oscuras, y comienza un concierto que provoca lágrimas de emoción, ovaciones auténticas, besos entre unos y otros. No estoy exagerando. Otros parecen quedarse algo más fríos. Seguramente, no entender las letras de las canciones impide un éxtasis algo...

No mires, lo esencial es invisible a los ojos...

El Museo ABC de Dibujo e Ilustración de Madrid, construido en la calle Amaniel sobre lo que fue la primera fábrica de cerveza Mahou, expone hasta el 6 de septiembre el trabajo de dos grandes artistas: Rébecca Dautremer y Ana Juan. Con esta exposición titulada «No mires, contempla» se inaugura el nuevo Espacio Edelvives instalado de manera permanente en la planta baja del Museo. Se trata de un espacio cedido a la editorial para exponer, vender y presentar sus libros, con amplios pufs y sillones que invitan a la lectura. En esta primera exposición se puede dejar de mirar para en cambio contemplar los originales de algunas de las ilustraciones que conforman los libros Seda, de Alessandro Baricco, ilustrado por Rébecca Dautremer, y Amantes, escrito e ilustrado por Ana Juan; ambos publicados bajo el nuevo sello editorial Contempla Edelvives, que se propone acercar libros ilustrados al público adulto, y que así se lanza al mercado, con estas dos joyas. «No mires, contempla» expone dieciocho de los originales que ilustran la reconocidísima novela del italiano Alessandro Baricco, y quince originales de la obra Amantes de la española Ana Juan. Si algo tienen en común las dos obras ilustradas es que hablan sobre el amor. Por eso, el resultado de la exposición es una armonía que lejos de estar dada por una coincidencia en estilos o técnicas empleadas por las artistas, radica en una sintonía melancólica que cuando hablamos de amor a todos nos suena. Rébecca Dautremer, la ilustradora francesa que algunos niños quizá ya reconozcan por las Princesas olvidadas o desconocidas, Elvis o Babayaga (todos álbumes publicados por Edelvives), es la responsable de las ilustraciones de Seda, publicada en su momento por Anagrama en español. Gracias a este trabajo, que parece haber sido idea de...

Sin novedad en el frente: Cine bélico… antibélico Jul22

Sin novedad en el frente: Cine bélico… antibélico...

«Sin novedad en el frente», excelente película de Lewis Milestone sobre la Primera Guerra Mundial, mostró el sufrimiento de los militares del bando alemán, lo cual resultaba inusitado en el cine norteamericano, que habitualmente les representaba como seres deshumanizados. Generó sorpresa, pero también un gran reconocimiento y obtuvo los Oscars a la mejor película y dirección de 1930.   Mientras que la lucha en la Segunda Guerra Mundial se nos antoja inevitable, como única vía para parar los pies a Hitler y su voluntad de transformar el mundo según su espantosa concepción, la Primera Guerra Mundial puede resultar innecesaria según la sensibilidad actual, al tratarse esencialmente de una colisión entre imperios expansionistas para mejorar sus posiciones geopolíticas. Por eso, la I Guerra es un trasfondo mucho más propicio para proyectar un mensaje antibelicista que la segunda, como evidencia Sin novedad en el frente (All quiet on the western front), extraordinario largometraje norteamericano de 1930 sobre los soldados alemanes en la batalla, dirigida por un emigrante ruso judío (Lewis Milestone). Lo original de la historia radica en que fue la primera película producida en Hollywood que estaba narrada desde la perspectiva alemana y que no presentaba a los militares teutones como máquinas de matar, sino que ofrecía una visión profundamente humana de los mismos, mostrando su miedo, su desconcierto y su dolor. Curiosamente, mientras que algunos países que habían luchado en el bando Aliado se indignaron porque tacharon la película de germanófila, el régimen nazi la condenó años después por su potencial para desalentar a sus tropas. Lo cierto es que el mensaje pacifista de la historia era universal, por lo que era irrelevante de qué nacionalidad fueran los soldados que protagonizaban la trama. El guión de Maxwell Anderson se basó en la novela más...

Desear no ser más, sino menos Jul22

Desear no ser más, sino menos...

El payaso blanco o el de nariz roja. Eran las únicas opciones que manejaba Federico Fellini cuando hablaba de payasos. Lo que debe ser y lo que nunca será. La vida en orden y la eterna huída de la tristeza. La obra del director italiano no hubiera sido perfecta sin que se adentrase en el territorio de los Clowns puesto que, una de las constantes en su obra, fue la búsqueda de las zonas más extravagantes de la realidad, de las zonas más ridículas o más esperpénticas. Federico Fellini no podría haber dejado de hacer una película sobre clowns, como tampoco Woody Allen podrá dejar de hacer el payaso jamás. Prácticamente la totalidad de su filmografía, desde Fellini, ocho y medio; Amarcord, La strada, pasando por Satiricón o Roma; bebe de la risa que provoca la ausencia del decoro, la más absoluta lejanía entre lo que es y lo que debería ser. Todo lo cual se materializa en la plasticidad de sus personajes, acercándose al cómic y a la estética de Jeunet e irremediablemente a la pintura. De hecho Fellini siempre hacía storyboards de sus películas, como medio de dilatar la realidad hasta poner la lupa en sus aspectos más valleinclanescos, en las «máscaras estrábicas de borracho». El argumento consta de dos partes: la primera es la visión de un niño acerca de los clowns, pero si la misión de éstos es haberle hecho reír, habían fracasado de lleno: él solo había sentido un espantoso miedo y sus rostros le habían recordado a los catetos de los pueblos, en unas escenas de las más deliciosas de todo el filme. En la segunda parte aparece Fellini buscando viejos payasos que también se supone que deben hacer reír, pero son presentados como un testimonio entristecido de...

Avilés en el epicentro Jul22

Avilés en el epicentro...

Un festival que marida Cine con Arquitectura transforma Avilés, la ciudad asturiana, convirtiéndola en referencia cultural del verano. El FICARQ es ya, en su segunda edición, una cita obligada. El grandioso espectáculo de Rafael Amargo puso punto final a una semana de conferencias y proyecciones. Un punto de encuentro de arquitectos y cineastas. Por segundo año consecutivo, la ciudad asturiana de Avilés convierte su verano en un lugar imprescindible para la cultura gracias a FICARQ, el Festival Internacional de Cine y Arquitectura. Una iniciativa única, puesto que su laboriosa organización está en manos de la iniciativa privada y sale adelante únicamente gracias al empuje de Ana María Álvarez Muriel, la creadora y directora del certamen. Un esfuerzo enorme con el que consigue dinamizar el encuentro entre las artes y sus creadores, situando a una población de apenas ochenta mil habitantes en el mapa de la excelencia. Todo en la ciudad -todo en ésta muestra- es singular. Entrando en la población sorprende de inmediato la poderosa imagen del certamen en los espacios publicitarios que los comerciantes de Avilés han hecho suya. Las inquietantes fotografías de Ricardo Villoria están cargadas de significado en un paralelismo entre la Arquitectura y la construcción de la propia imagen, el derecho a re-crear y a disentir con la fuerza de la personalidad rompiendo las fronteras del género, del propio cuerpo, de la propia arquitectura. Villoria es también el director del cortometraje que presenta esta segunda edición, El poder de la transformación, un minifilme excepcional con fotografía de Pablo Bürmann producido por la misma Ana Muriel. Es el trabajo arriesgado y fascinante de un artista poliédrico que acaba de iniciarse en el audiovisual y que promete muchas sorpresas. La gala de inauguración, conducida por Cayetana Guillén Cuervo y el actor andaluz...

Teatros Romanos de Andalucía: Los pilares de lo que somos Jul22

Teatros Romanos de Andalucía: Los pilares de lo que somos...

Baelo Claudia (Tarifa, Cádiz), Itálica (Santiponce, Sevilla) y el teatro romano de Malaca (Málaga) son los enclaves en los que se representarán las obras elegidas por la Junta de Andalucía que forman parte de la propuesta que se ha llamado Teatros Romanos de Andalucía. La riqueza arqueológica de cualquiera de los tres es inmensa.  Aunque superficiales y muy breves, estas notas pueden servir de pequeña ayuda al que los visite con motivo de las representaciones teatrales. Las legiones romanas añadían un grupo de actores entre sus filas para que amenizasen el viaje hasta las provincias, el antes y el después de la batalla o la estancia de los militares en tierras lejanas y hostiles. En el peor de los casos, eran los propios legionarios los que se subían a un escenario (seguramente tres o cuatro tablas) para interpretar comedias o tragedias que les hicieran olvidar las calamidades del camino o la espada enemiga al acecho. Así de importante era el teatro en Roma. Incluso la grandeza de las ciudades se medía, entre otras cosas, por la construcción de un teatro o por la carencia del mismo. Los teatros romanos no eran un edificio más. En ellos se representaban comedias y tragedias, pero (lo más importante) se representaba la sociedad entera. Los estamentos sociales se retrataban uno por uno. Era tan importante que en la Lex Ursonensis se pueden encontrar tres capítulos dedicados al control de asientos. Estos se asignaban a decuriones, magistrados y ciudadanos con derecho adquirido. Las vestales se colocaban en la parte alta; la plebe llenaba la media cavea (esta es la estructura semicircular que tan acostumbrados estamos a ver en este tipo de construcciones y que, seguramente, muchos conocen como grada); tenían su lugar libertos, esclavos imperiales y collegia profesionales. El...

Seda

Seda es una nouvelle firmada por Alessandro Baricco. Fue el relato que le sirvió para presentar su literatura ante el mundo entero. La escritura de Baricco es extraordinariamente técnica a pesar de llegar al lector con facilidad, con la etiqueta de agradable. Porque la técnica puede utilizarse para alcanzar diferentes objetivos (algunos no literarios) y el autor de Seda lo sabe más que bien. Las imágenes de este texto son muy superficiales, muy poco potentes, aunque Baricco utiliza palabras de tono medio que las maquillan para poder parecer fuentes evocadoras y revestidas de gran belleza. Por otra parte, maneja la reiteración para generar una sensación de falsa cercanía entre relato y lector; busca una integración que termina consiguiendo aunque dura lo que tarda alguien en leer la novela. Poco después todo se olvida. Además, la trama se llena de situaciones románticas, dramáticas, de ausencias y melancolías; que funcionan muy bien para entretener a los lectores. Es decir, Baricco utiliza la técnica con cuidado extremo y es muy astuto al hacerlo. Eso no se le puede negar. La novela tiene cosas interesantes. Por ejemplo, la descripción de los viajes que realiza Hervé Joncour en busca de los huevos de gusano. Con una sola palabra, el autor consigue mostrar las diferencias que existen en un mismo trayecto pasado un tiempo bastante escaso. Mezcla bien los elementos dramáticos consiguiendo cierta tensión narrativa que nos lleva hasta el final del relato sin fatiga (si la novela fuera el doble de larga no sé si funcionaría igual). Contrapone culturas, amores, rutinas; y eso funciona muy bien cuando se busca la implicación del lector que termina apuntándose a una opción u otra sintiéndose parte de la propia trama. Cualquier escritor que intente abrirse paso en el mundo literario debe echar un vistazo...